lunes, 6 de septiembre de 2010

Borrón sin cuenta nueva


A modo de memoria RAM volátil, como quien hace un reinicio diario o pone a cero el contador mental, el joven avatar inicia su jornada. Le cunde mucho. Pasa inadvertido mientras comete sus fechorías, repetitivas, nuevas o imaginativas, sin aparente premeditación. En su espontaneidad encuentra los mimbres de cada barrabasada; quizás, por tratar de excluir lo normal o lo rutinario. Su objetivo inconsciente es concitar la atención, o bien, mantener la audiencia. Lo consigue siempre, pues no se puede cambiar de canal.
La libreta de su materia gris se emborrona, mas sabe cómo sobrescribirla sin preocuparse por hacer cuenta nueva.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu comentario, no es necesario que te identifiques, puedes usar la opción "Anónimo" que aparece al final del formulario. Gracias.